Cómo evitar el postureo en la estrategia de social media de una marca

socialmediaEn Tacatá Comunicación tenemos una cosa clara: En las redes sociales no se puede estar por estar. No, en el social media no vale el postureo. Se ve a leguas. Y aunque la gente no se diese cuenta, no tiene razón de ser. Si sólo tienes tiempo para dedicarle a una red social, elige una entre todas las alternativas. Si tienes algo más, selecciona dos. Pero no estés en todas por el mero hecho de estar. Es contraproducente y, además, da muy mala imagen de la empresa o marca en cuestión. Te damos a continuación una serie de consejos para evitar el postureo:

1.Sin estrategia, no hay paraíso: Lo primero es la estrategia. Si no tienes, todo lo demás valdrá de poco. Reflexiona qué tiempo o dinero tienes para invertir y, a partir de ahí, empieza a elegir las redes sociales que mejor pueden adaptarse a tu empresa o marca. La calidad siempre es mejor que la cantidad. Y en este caso más aún. Si puedes dedicarle un 100% de dedicación a Twitter e Instagram, por ejemplo, adelante. Pero no añadas también Facebook y Pinterest si eso te supone bajar tu dedicación a un 25% en cada red social. Recuerda, si estás, hazlo con todas las consecuencias que ello conlleva. Sé responsable y comedido. Te darás cuenta que haciéndolo bien puedes ganar más visibilidad estando en unas cuantas redes en vez de en todas las habidas y por haber a la vez.

2.Participa, dialoga, contestar a TODOS los comentarios: Las redes sociales son nuevos foros de debate. No vale con spamear a diestro y siniestro las 24 horas del día con contenidos autopromocionales. ¡Error! Comparte contenido de calidad y que pueda ser de interés para tus seguidores, pregunta, inicia debates, participa en conversaciones… ¡Demuestra que detrás de esa marca hay sentimientos! Y, sobre todo, contesta a los comentarios. Pero no sólo a los buenos, que nos conocemos. También a los malos, a las críticas… Los interlocutores lo agradecerán y tu recibirás información externa de calidad para evitar en el futuro los mismos errores o problemas con otros potenciales clientes.

3.Olvídate de los números y disfruta: El número de seguidores en Facebook o Twitter no tiene nada que ver con los dígitos de tu cuenta corriente a final de mes, así que relax. No sufras. Como ya hemos comentado antes, la calidad siempre es mejor que la cantidad. ¿De qué te sirven 5.000 seguidores si ninguno de ellos interacciona contigo? ¿No te parece mejor tener 1.000 de los cuáles 400 interactúan de forma bastante regular? Seguro que sí. Lo importante no es tener más, sino generar una buena comunidad con los que tienes, da igual el número. Para esto, recuerda los dos puntos anteriores. ¡Todos están entrelazados!

4.Contrata los servicios de un profesional cualificado: Sí, ya sabemos que está muy bien que tu sobrino o el primo de tu primo te gestione las redes sociales. ¿Pero es eso lo mejor para tu empresa? Si, ya sabemos que es muy económico. ¿Pero realmente está preparado y formado para desempeñar esa tarea? Muchas veces las empresas dan muy poca importancia a este aspecto y no se dan cuenta de que el responsable de sus redes sociales es la persona que dibuja de cara al exterior la imagen de su marca. ¿La dejarías en manos de cualquiera? Contrata a un profesional cualificado y cúrate en salud. Sí, la otra opción puede resultar más barata, pero recuerda que a veces lo barato sale caro. Un profesional formado en el sector conoce todas las herramientas para manejar a la perfección las redes sociales y, además, sabe crear contenidos propios y de calidad. ¡No escatimes en ello, la imagen de tu empresa está en juego!

3 comentarios en “Cómo evitar el postureo en la estrategia de social media de una marca”

  1. Pingback: 5 motivos para estar en redes sociales

  2. Pingback: Tarifas planas en Redes Sociales para PYMES

  3. Pingback: Redes Sociales para protestar

Los comentarios están cerrados.

×

Powered by WhatsApp Chat

× ¿Cómo podemos ayudarte?